Home Educación EN TIEMPOS DE CRISIS PREVALECE LA FORMACIÓN PARA LA VIDA

EN TIEMPOS DE CRISIS PREVALECE LA FORMACIÓN PARA LA VIDA

Por: Alveiro Machado Pérez. Docente y Tutor del Programa Todos A Aprender

El orden mundial, quedo sin argumentos ante la inminente presencia del Coronavirus COVID-19, algunas de las instituciones políticas que generalmente se muestran escépticos a reconocer la existencia de un Ser Supremo, se han arrodillado ante la presencia de un diminuto virus, que desde las explicaciones científicas solo se alcanza a ver bajo la lente de un microscopio, ocasionando de forma amenazadora una crisis a gran escala en todos los sectores: económicos, productivos, sociales y educativo de las naciones.

Por consiguiente, el tema de dificultad en esta oportunidad, no se aborda desde la perspectiva empresarial la que denomina que en tiempos de crisis, “Hay una oportunidad”, bien sea, desde el punto de vista económico lo que genera grandes expectativas para la humanidad debido a la recesión financiera, a que se encuentra sometida:  la industria, el comercio, el sector hotelero, en especial el sector educativo, en resumidas cuentas se alcanza a comprender que la actualidad, se cumple el adagio popular “tiempos de vacas flacas y de vacas gordas”, por otra parte, el  dilema  social estremece las estructuras mentales en un gran número de individuos que han visto como todo lo que tenían bajo control se les va de las manos.

En efecto, la crisis a la que estamos sometidos, dejo sin argumentos a todas las teorías académica y científica vistas en el periodo contemporáneo, afectando  el eslabón más débil, es decir  La familia y con daños colaterales a las estructuras sociales, en consecuencia, el  sector educativo el cual cerró sus puertas, por miedo al contagio,  a sabiendas que  desde la academia se construye estructuras mentales que generan acciones profundas para propiciar cambios en la cultura que durante años se ha venido arraigando en el comportamiento de la humanidad,  esto últimos son las regulan los principios éticas y morales,  evidenciando cual es la respuesta de las personas a la crisis, sean estas de orden: económica, social, o psicológica, esta última imperceptible a simple vista pero que ha transformado el comportamiento individual y colectivo de la humanidad.

En relación a lo anterior, la educación formal, en todos sus escenarios de intervención intenta replicar una visión particular como respuesta a unas exigencias económicas de orden superior como es BID (El Banco Interamericano de Desarrollo), para satisfacer unas necesidades como: financieras, laborales, competitivas, académicas, sociales y culturales, es un circulo que se repite puesto que, alimenta los intereses del modelo económico al que pertenece la sociedad en la vivimos; por otra parte, pocas instituciones se interesan por la realización personal, el bienestar  general, los que se puede inferir que deja una gran enseñanza, la que puede escuchar disonante y hasta maliciosa pero es una frase que solíamos utilizar en los juegos de niño “marica el ultimo”.

En este sentido se comprende, que la crisis desatada por este fenómeno pandémico, más que afectar la economía:  Mundial, Nacional, Regional y Local, deja algo claro de percibir, desde las mismas políticas nacionales,  la formación para la vida,  no hace parte de la agenda de gobierno, prevaleciendo los intereses mezquinos cuya consigna es que “sobrevive el más fuerte”, las ayudas económicas nunca llegaron para pequeños empresarios,  al vendedor informal, al que rebusca el día a día, los campesinos se quedaron esperando las ayudas, no en el orden asistencial, sino para salvar las fuentes ingreso, lo que se denomina política del emprendimiento.

En resumidas cuentas, la crisis desnuda que las instrucciones de  orden mundial, nacional o institucional, no impostando las crisis: económica, ambiental, o sanitaria que afronte; deben urgentemente generar inversión no solo en recursos financieros, sino más bien, en la educación para el bienestar general, de tal modo que la solidaridad no solo una frase retórica de las instituciones, para hacer referencia a la filosofía de la entidad como misión y visión, para que esto se convierta en la respuesta colectiva de “todos para todos” como principio de una “formación para la vida”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Con golazo Radamel Falcao debutó en Rayo Vallecano.

Golazo en el el debut del tigre en su nuevo equipo Rayo Vallecano El goleador cafetero  Ra…